Regionvalles

México y el Mundo

¿Por qué hay más violencia pese a mayor gasto en seguridad? Te lo decimos en 6 gráficas

Entre 2008 y 2015 el gasto público en seguridad interna creció 61 por ciento pero hay un repunte en la violencia en el territorio nacional. ¿A qué se debe? 

México incrementó su gasto en seguridad en los últimos años como resultado del aumento de la actividad delictiva en diferentes partes del país, la autoridad puso más policías en servicio y destinó mayores recursos a la profesionalización de las fuerzas de seguridad pública; pese a esto, se coloca como una de las naciones más violentas del mundo.

¿Por qué persisten los altos niveles de violencia? Esta es la pregunta que se plantea el think tankEthos en su estudio “Descifrando el gasto público en seguridad” que fue presentado este jueves.

México es una economía que registra una de las mayores tasas de homicidios en el mundo (15.7 por cada mil habitantes), tiene una de las cifras negras de delitos más altas a nivel mundial y con un nivel de impunidad que llega al 95 por ciento, lo que muestra que no necesariamente el mayor gasto se tradujo en una mayor seguridad para los habitantes, indica el documento.

A continuación te presentamos en seis gráficas la radiografía de la inseguridad en México pese al incremento en el gasto destinado para esto.

1. Presupuesto para seguridad al alza

De acuerdo con Ethos, en el periodo de 2008 a 2015, el gasto en seguridad interior acumuló un crecimiento de 61 por ciento, al pasar de una inversión de 27 mil 259 millones a 43 mil 957 millones de pesos, esto es, en el periodo tuvo un crecimiento promedio anual de casi 2.1 mil millones de pesos.

La distribución de los recursos tiene, por lo menos en teoría, una visión integral, al destinar 40 por ciento a seguridad nacional, 39 a la función de justicia y 21 por ciento a la seguridad de interior. Seguridad nacional tiene los mayores recursos aplicados al Ejército y la Marina.

No obstante, el crecimiento es insuficiente debido a los elevados niveles de violencia; de hecho, el gasto observado en 2015 representa el 1.4 por ciento del PIB, uno de los más bajos a nivel mundial.

2. Baja (muy baja) denuncia

Uno de los elementos que el estudio destaca es que si bien todos los días hay noticias de numerosos homicidios, robos y secuestros, no se debe de olvidar que el fenómeno delictivo es mucho mayor al que se reporta.

Usando información del Inegi, Ethos muestra que la cifra de delitos no denunciados o sin averiguación previos es contundente: menos de uno de cada 10 delitos cometidos es registrado. Esta es la que se considera la cifra negra de la delincuencia en México.

Las principales razones por las que la gente no denuncia son atribuibles a las autoridades. De hecho, la que sobresale es que las victimas la consideran una falta de tiempo (31 por ciento), seguida por la desconfianza en las autoridades (16 por ciento) y por falta de pruebas (11 por ciento).

3. México en el nada grato primer lugar

La cifra negra de México se coloca como una de las más altas a nivel continental. Con un 94 por ciento de delitos no denunciados superando a naciones como El Salvador, Brasil y Ecuador.

La cifra negra es un indicador del desempeño de las instituciones públicas, explica el estudio, ya que buena parte de las razones por lo que el afectado no denuncia se atribuye a las autoridades.

4. Asesinatos en aumento

Desde 2014 se observó un cambio en la tendencia de la tasa de los homicidios en México y se mantiene a la alza. En 2011 se habría llegado a su nivel más alto como resultado de la “guerra contra el narco”, la tasa de homicidios se mantuvo a la baja por tres años consecutivos.

Sin embargo, entre 2014 y 2016 el número de homicidios se incrementó a niveles de 2012 y las expectativas son que para 2017 lleguen a un nuevo máximo. Entre 2010 y 2016 los estados que mayores aumentos registraron en su tasa de homicidios son Colima (478 por ciento), Zacatecas (297.3) y Baja California Sur (230.2 por ciento).

En el mismo lapso, 12 entidades lograron reducir su tasa de homicidios destacando Nayarit, Durango y Chihuahua.

5. Pero no es el delito más recurrente

Si bien los homicidios son lo que se llevan los titulares de las noticias a nivel nacional, el mayor delito que se comete a nivel nacional es el robo (principalmente de vehículos y a transeúntes) que concentra el 35.7 por ciento de la inseguridad en México.

Le siguen en importancia los delitos patrimoniales (13.1 por ciento) y las lesiones (10.9 por ciento). Paradójicamente y aún con el repunte observado, los homicidios concentraron el dos por ciento de los delitos cometidos en 2016.

6. Fuerzas de seguridad insuficientes

Hasta el momento, los mayores recursos ejercidos en seguridad han servido para conformar un cuerpo policiaco que podría considerarse como adecuado para combatir los delitos. Con una tasa de 367 policías por cada 100 mil habitantes lo colca como una de las naciones con mayor cobertura entre los miembros de la OCDE que contempla un promedio de 297 por cada 100 mil habitantes.

Sin embargo, mayor número no necesariamente significan mejores resultados. La limitante, los cuerpos policiacos tienen capacidades limitadas de persecución y prevención.

Otro factor que influye en la inseguridad en México es el poco personal dedicado a la administración de justicia.

De acuerdo con datos de la OCDE, México tiene solo 4.2 jueces por cada 100 mil habitantes, una de las menores coberturas en la región de América. Además de que solo existen 3.2 agencias del Ministerio Publico y 7.5 agentes por cada 100 mil habitantes. El resultado, una de las mayores tasas de impunidad de la región (95 por ciento).

Vía El Financiero

Commentarios

comentarios

Más vistas

Al tope
Abrir Chat
1
Close chat
Hola gracias por visitarnos.

Empezar